Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

Baloncesto desde la humildad

Baloncesto desde la humildad
16 Oct 2014 22:10

Ramu00f3n Jordana da instrucciones a su hija Noemu00ed

Ramón Jordana se dirige a su hija Noemí en un tiempo muerto

Ramón Jordana se dirige a su hija Noemí en un tiempo muerto | TheWangConnection

Salamanca tuvo la oportunidad la tarde-noche del miércoles 15 de octubre de ser testigo de un partido que todo aficionado perfumero recordará pero querrá borrar pronto de su memoria. Puede que sirva de toque de atención, o como escarmiento para mejorar en las citas próximas, pero lo que presenciamos, los que estuvimos presentes en el Pabellón de Würzburg, fue a un equipo de baloncesto que impuso su ritmo al reciente campeón de la Supercopa de España.

Quizá es pronto para juzgar a las jugadoras charras, quizá no han tenido el suficiente tiempo de preparación, con jugadoras que apenas han podido entrenar con sus compañeras, pero lo que sí es cierto es que este miércoles no demostraron jugar como un equipo, sino como un conjunto de individualidades, tal y como manifestó Alberto Miranda en rueda de prensa, ansioso por conseguir la victoria ante su grada. Y no quiero hablar de decisiones arbitrales que puedan justificar la derrota, porque unas veces beneficiarán o perjudicarán, pero no fueron determinantes en el cómputo final.

Ramón Jordana, actual jefe de orquesta de las catalanas y debutante como entrenador en la categoría, supo controlar de inicio a fin la situación, hasta en los momentos difíciles, donde insistía en la calma y la estabilidad para plasmárselo a sus chicas desde el banquillo. Todo el equipo fluyó como unidad, desde las extranjeras hasta las veteranas españolas y el resultado: primera victoria de las gerundenses en terreno charro, una espinita complicada de extraer pero con ilusión y dedicación salió exitosamente.

Jordana, apellido ilustre. Noemí y Ramón, hija y padre. Noemí, por cierto, es la jugadora que ostenta el récord de partidos disputados en Liga Femenina con 467, si contamos el de ayer (la siguiente es Isa Sánchez con 421). Ambos aportan al conjunto catalán una capacidad de liderazgo basada en la experiencia, el arduo trabajo y el amor por un deporte que les va a dar muchas alegrías en la presente campaña.

Desde la humildad, el trabajo descarado y la confianza se puede plantear lo inimaginable, he aquí la prueba de que cualquier equipo puede dar la sorpresa en esta liga. Además, Girona se quedó en casa a Eva Bou e Iho López, que por compromisos laborales y de estudios, no fueron de la partida. Esta liga está cambiando para mal. ¿Os imagináis que esto pudiera pasar en Avenida? Aún así, el pequeño supo derribar al grande, y lo hizo en un escenario especial.

Como conclusión, nos quedamos con el espectáculo que brindó este deporte, que sorprende día a día pero que sigue necesitando un hueco mediático y económico para poder salir adelante, además de que todos los ‘actores y actrices’ colaboren y tiren juntos del carro. Nuestra fábrica de jugadoras está ahí, ganándolo todo. Muchas ya se han ido fuera, no podemos permitirlo. El basket femenino es la clave, nosotros su testigo, apoyemos a este deporte. 

{jathumbnail off}


Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

Su dirección de e-mail on será publicada
Los campos obligatorios están marcados*

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.