Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube
Psicología deportiva

Burnout: un fenómeno común en deportistas de élite

Psicóloga deportiva y entrenadora de baloncesto
31 Dic 2013 13:12

Con este artículo comienzo una pequeña compilación de publicaciones entorno a uno de los síndromes más comunes dentro del deporte, el burnout. El objetivo principal es desvincular el síndrome de burnout del área laboral, donde ha sido estudiado de forma exhaustiva, y ampliarlo al contexto deportivo donde ha ido apareciendo de forma creciente. El deportista de alto rendimiento, de forma mayoritaria, es tan susceptible de padecer estrés emocional y otros problemas psicológicos como cualquier individuo en cualquiera de las áreas sociales y laborales. Nombres como Jennifer Capriati, o el mismísimo Michael Jordan encarnan perfectamente los efectos y consecuencias del burnout.

El burnout se ha definido a lo largo del tiempo en su aspecto más general como un síndrome caracterizado por: sentimiento de fracaso, agotamiento o sensación de “volverse exhausto” ante demandas externas, fuerza espiritual o recursos personales. Por tanto, es un síndrome de agotamiento tanto físico como mental.

Los estudios sobre este fenómeno comenzaron en el ámbito deportivo en los años 80, aunque tenemos que datar durante los últimos 20 años el gran avance entorno a dicho estudio, donde las investigaciones no sólo se han limitado a los deportistas, sino a entrenadores, funcionarios deportivos e incluso árbitros.

Cuando hablamos de dicho síndrome en el entorno deportivo tenemos que destacar a Fender, quien propuso definir el burnout en el deporte como una reacción al estrés de las competencias cuyos síntomas principales son: agotamiento emocional, despersonalización y disminución del rendimiento, así como la baja realización personal en la práctica deportiva.

Baja realización personal:

La dimensión de baja realización personal podríamos definirla como la tendencia de los deportistas por el desarrollo y aparición de evaluaciones propias negativas, afectando a su aptitud deportiva, dando como resultado final una vinculación negativa con el deporte. Este punto lo podemos ejemplificar a través de dos grandes deportistas:

Casey Stoner:

Anunció su retirada junto a estas declaraciones: “Ya no disfruto como antes, y es el momento de dejarlo. Este no es el Mundial del que me enamoré. Y no querría dejar el motocicilismo cuando haya perdido por completo la pasión. No quiero retirarme y no querer volver a subirme a una moto en los próximos años.» Con ello, explicaba Stoner, cómo ya no sentía lo mismo al subirse a la moto, y aunque no le llevaba a resultados inferiores, no disfrutaba en la misma manera que años anteriores, no sentía la misma unión con su moto.

Michael Phelps:

Por su parte, el nadador de Baltimore, explicaba que el motivo de su retirada se debía al cansancio acumulado durante los últimos años por las tremendas exigencias a los que se había visto expuesto.

Agotamiento emocional:

Respecto al agotamiento emocional, el deportista comienza a sentir de forma progresiva un “vacío” mental, así como una disminución de recursos personales para afrontar las diferentes competiciones y las situaciones estresantes a las que el deportista debe habituarse en su carrera deportiva. Para ejemplificar este aspecto podemos nombrar al mismísimo Michael Jordan, o a nuestro abanderado nacional en el mundo del tenis, Rafa Nadal.

Michael Jordan:

Ttras haberlo ganado todo con su equipo, los Bulls, declaró que lo había alcanzado todo en el mundo de la canasta, y que quería buscar nuevos retos fuera del baloncesto. Todo esto, unido a la muerte de su padre, le hizo abandonar. Es un claro ejemplo, de cómo la consecución de metas continuadas puede acarrear una disminución de motivación intrínseca por la práctica deportiva. Jordan regresó dos años más tarde y anotó 55 puntos ante los New York Knicks en el prestigioso Madison Square Garden. Los Bulls habían perdido el rumbo sin él, y habían recuperado a su alma mater, en su mejor versión. Había recuperado todo lo perdido en el camino.

Rafael Nadal:

El segundo deportista es Rafa Nadal. Él llegó a decir, “El tenis parece un trabajo y en mi opinión no lo es. Es pasión…. Tengo casi 25 años y llevo nueve años como profesional, pero parece que llevo cien años jugando. Eso no puede ser. Tengo la sensación porque es demasiado cada año, cada semana”. Él se ha quejado amargamente sobre el excesivo calendario que tiene el mundo del tenis, explicando que nunca tiene tiempo para entrenar ni intentar mejorar fuera de la temporada.

Tras la derrota en Hamburgo ante Federer, en 2007, Toni Nadal, tío de Rafa, explicó: “La causa de la derrota es un cansancio más bien mental que físico. Está agotado de concentrarse varias semanas con la presión de tener que ganar cada vez”. No hace falta explicarlo más, la mente cómo valor fundamental en la práctica deportiva, y la mente de Nadal se estaba desmembrando ante la necesidad continua de ganar. Perdido el partido y el torneo, Nadal se sacudió la presión y terminó ganando Roland Garros .

Despersonalización:

Por último, quizás la parte más destacable, es la despersonalización. Hace referencia, a la aparición de sentimientos y actitudes negativas, e incluso deshumanizadas hacia las personas relacionadas con la práctica deportiva propia de la frustración emocional que comienza a sentir y padecer el deportista. Esto se manifiesta en forma de excesiva irritabilidad, respuestas excesivamente frías, incluso la adopción de rutinas deportivas con baja implicación personal, carentes de empatía y poco positivas, inclusive con personas que forman parte de su práctica y el entrenamiento deportivo propiamente dicho. Nadie en mi opinión refleja mejor este punto que Jennifer Capriati , y Pedro García Aguado, sí, el conocido “Hermano Mayor”.

Jennifer Capriati:

Fue la niña prodigio del tenis americano, convirtiéndose en la jugadora más joven en disputar una final WTA a sus casi 14 años.  Fue medalla de oro en los JJOO de nuestro país, en Barcelona 92, derrotando a Steffi Graf. El primer traspié de Capriati apareció tras una pelea con sus padres, siendo incluso detenida por la policía por reiterados hurtos. A todo esto tenemos que sumarle una adicción muy importante a los estupefacientes, incluso fue encontrada inconsciente tras ingerir una dosis excesiva de los mismos, siguiendo una rehabilitación tiempo después.

Regresó al mundo de la raqueta  con un exceso de peso importante, para lograr sus mejores números, pero tras una operación en el hombro derecho no volvió a sentirse competitiva y decidió retirarse.

Pedro García Aguado:

Por su parte, el waterpolista Pedro García Aguado, alcanzó su nivel más alto en Atlanta 1996, llegando en 2001 a ser reconocido como mejor jugador de waterpolo español en 2001. Terminó su carrera sucumbiendo a las drogas y el alcohol, y llegó a reconocer “ Me hubiera gustado jugar otros Juegos Olímpicos, pero mi cuerpo no estaba para eso…. No aguantaba los entrenamientos y mis excesos ya me estaban pasando factura”.

En una entrevista para “Jotdown”, García Aguado explicó un caso concreto, que me parece muy revelador. Tras ganar el Mundial en el 98, la Federación les contrató un tour por España. No tenían que jugar, y él había dejado de fumar, beber e incluso de tomar café.  Allí, volvió la rutina de fiesta y salidas con droga tanto legal como ilegal.

Él ha destacado varias veces que su personalidad adictiva le hizo muy perfeccionista, muy obsesivo cuando se ponía a entrenar. Nunca estaba suficientemente contento, con un nivel de autocrítica muy alto. Siempre quería ser el mejor, y el deporte fue el escaparate perfecto para esto. Sin embargo, explicó que con el tiempo se fue volviendo una persona con miedo, no era el jugador que luchaba. Se comía mucho la cabeza con todo lo que hacía, no disfrutaba ni de los fallos ni de las victorias, siempre buscaba el lado negativo.

¿Padeces burnout deportivo?

Así, las personas enmarcadas en el ámbito deportivo que sufren dicho síndrome pueden desarrollar consecuencias tales como: falta de motivación, pérdida de disfrute en la práctica deportiva, estrés, incluso deficiencias en las estrategias de afrontamiento, sobre todo en situaciones potencialmente estresantes.

La práctica habitual del deportista en la élite, con sus obligaciones continuas hacen necesaria la necesidad de un mínimo nivel de estrés capaz de movilizar los recursos personales para la consecución de metas. Un estrés crónico y prolongado coloca a la persona, y al deportista en concreto, en una situación predisponente ante el burnout.

El deportista de élite es más vulnerable de padecer estos problemas porque es más drástica su situación debido a la necesidad de rendir en cada una de las competiciones que lleva a cabo. Además, venimos de unos años repletos de becas y ayudas económicas a la mayoría de los deportistas. La drástica reducción lleva al deportista a tener que estar pendiente de otros factores, no sólo el deportivo, para afrontar su carrera.

Por tanto, a pesar de que para muchos el deporte es un trabajo y un medio de vida, tienen que intentar mantener la motivación intrínseca, propia del interés de la persona, para mantener la concentración y la satisfacción en la práctica deportiva, pues el burnout eleva la probabilidad de abandono en el ámbito deportivo.

En el próximo artículo analizaré y describiré un programa en el que puedan apoyarse los deportistas para intentar disminuir el riesgo de padecer burnout en el ambiente deportivo así como analizar el posible efecto del entorno en los deportistas más jóvenes.

Silvia Bartolomé

Psicóloga deportiva y entrenadora de baloncesto


Etiqueta asignada a este artículo
Michael PhelpsMichael JordanRafael Nadal

Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies