Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

Carolina, qué bien pinta esto

15 Oct 2015 06:10
Carolina Marín, en el Open de Dinamarca 2015 | Badminton Photo

Carolina Marín, en el Open de Dinamarca 2015 | Badminton Photo

Carolina Marín se ha clasificado para disputar los octavos de final del Open de Dinamarca al derrotar 21-10 y 21-15 a Sun Yu, en un encuentro que ha durado 43 minutos y que nos ha dejado muy buenas sensaciones. La jugadora china es una gran estratega y cada golpe de su raqueta parece tener una explicación detrás, a pesar de lo cual hoy no ha sido rival para Carolina; es por esto que la española dormirá esta noche a pierna suelta, no ya por la fría y feroz estadística del partido sino por la superioridad que ha mostrado frente a la jugadora, no olvidemos, número 11 del mundo.

La onubense ha llevado la iniciativa en todo momento y no ha dejado a Sun pensar más que en el modo de defenderse; le han llegado regalos desde la red, desde el fondo y en una de estas una instantánea ha capturado lo que el ojo no es capaz de ver, la verdadera esencia de lo que ha sucedido en la pista nº2 del Odense Sports Park: la imagen de una jugadora devolviendo un volante a otra que mide como diez veces más, la representación pictórica de la diferencia que existe entre la dos del mundo, y casi todas las demás. Carolina ha llegado bien a este Super Series Premier, y lo quiere. Y la siguiente que tendrá ocasión de comprobarlo es la jugadora local Mette Poulsen.

Las previsiones hablan de lluvia en Odense para vestir de gris los octavos de final. Tal vez quiera decir algo pero a la hora que juega la nuestra sale el sol, o tal vez no quiera decir nada y la danesa salga respondona. Es una jugadora fina, y que baña su bádminton en exquisiteces que este jueves no deberían servirle; la Poulsen pertenece a un selecto grupo de jugadoras europeas que posee un espacio propio en el planeta bádminton, un territorio sin embargo muy alejado del lugar donde habitan las gigantes de Asia, y una de Huelva. Nunca sobra hacer un llamamiento a la prudencia: aquí conocen muy bien a nuestra campeona, y si como decía Hannibal Lecter «codiciamos lo que vemos cada día», a Caro la tienen más que estudiada; claro que en una guerra de citas la onubense podría acordarse de un tal Corleone que decía “ten cerca de tus amigos, pero aún más cerca a tus enemigos”, evitando así cualquier sorpresa…

No las ha habido, en el resto del cuadro; Saina ha sufrido muchísimo, 23-21, 14-21 y 21-18 frente a Ongbumrungphan y ha abierto la caja de las susceptibilidades; ya se sabe que cuando el tercer set entra por la puerta, la confianza de los demás salta por la ventana. La tailandesa es una jugadora formidable pero Minatsu Mitani es un nivel más y nos dará más pistas de cómo se ha presentado en Dinamarca Saina Nehwal. Y del resto de duelos ojo al que protagonizan Nozomi Okuhara y Michelle Li, por el choque en sí y porque la que quede en pie sería la rival en cuartos, de nuestra bicampeona del mundo.

Tomás García

Diplomado en Magisterio, AA Salesiano.

Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies