Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

Contrarreloj Élite Masculina: Sir Bradley Wiggins, a sus pies

Contrarreloj Élite Masculina: Sir Bradley Wiggins, a sus pies
Psicóloga deportiva y entrenadora de baloncesto
25 Sep 2014 00:09

Sir Bradley Wiggins

Bradley Wiggins

Bradley Wiggins | UCI

En el pasado Mundial: el pasado año, en el Mundial de Florencia, con una contrarreloj de 57,9 kilómetros, Tony Martin dio un auténtico recital. Superó en 46 y 48 segundos a Bradley Wiggins y Fabian Cancellara respectivamente. El germano se acercaba con tres entorchados mundiales en contrarreloj, y varios mundiales por delante en sus piernas, a los cuatro conseguidos por el suizo Fabian Cancellara.

Podio 2014: A sus pies, Sir Bradley Wiggins

El recorrido de este Mundial de Ponferrada para la categoría élite masculina contaba con 47.10 kilómetros, algo menos que en la pasada edición. La primera parte de la contrarreloj, principalmente plana, era perfecta para grandes rodadores y expertos contrarrelojistas que se acoplan perfectamente a la cabra de contrarreloj. Pero no iba a ser todo un regalo para los verdaderos especialistas en la disciplina, los últimos kilómetros en constante ascenso se podrían atragantar para aquellos corredores que exprimiesen en exceso sus piernas en los kilómetros anteriores.

A priori, todo podría jugarse en los últimos 15 kilómetros, donde el tanque de gasolina comienza a estar más bajo, y la capacidad de regulación y sufrimiento, sumado a la fuerza restante, jugaría la baza principal.

La prueba aparecía sin Fabian Cancellara, “El expreso de Berna”,  que renunció hace algo más de un mes a la disputa de la contrarreloj, empeñado y trabajando duro para conseguir el maillot arcoíris en ruta. Después de cuatro entorchados mundiales en contrarreloj, la necesidad de motivaciones nuevas aparecía como innegociable para “Espartaco”.

Pero la presencia de Fabian no hubiera cambiado los papeles. Tony Martin aparecía como el gran favorito, sus tres campeonatos del mundo en Contrarreloj le avalan. Además ha dominado en las etapas contra el crono tanto en el Tour como en la Vuelta. “Panzerwagen” lleva varias temporadas disputando Tour y Vuelta al máximo nivel, y ese parecía su punto débil este año. Ha terminado la temporada más bajo de fuerzas que otros años, en favor de las opciones de su gran rival, Sir Bradley Wiggins, que había preparado en conciencia esta prueba. El británico, campeón olímpico en 2012, en su país, llegaba tras vencer en la contrarreloj del Tour of Britain, dejando claro que su preparación para la contrarreloj había sido total. Y así fue, “Wiggo” marcó los mejores tiempos kilómetro a kilómetro, y en la parte final no dio opción a Tony Martin. El alemán sólo pudo marcar el mejor tiempo en el primer tiempo intermedio, por tan sólo cuatro segundos,  a partir de ahí, dominio de Bradley.

La planta del británico sobre la bicicleta de contrarreloj, de auténtico lujo. De mis preferidas. Preparación máxima tanto técnica como física, al servicio de una capacidad de trabajo admirable. Su bicicleta, con un estilo sencillamente espectacular, inspirada en la bandera de su país. Exquisita. 

Y todo eso es parte del secreto del británico, que añade este maillot arcoíris al tremendo “zurrón” conseguido en 2012. En ese año obtuvo la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Londres, el Tour de Francia junto a dos etapas en la Grande Bouclé de ese mismo año, Tour de Romandía y la París – Niza. Además, ha ganado en dos ocasiones el Critérium del Dauphiné, en 2011 y 2012, y en la pista cuenta con varios oros en el Mundial de persecución, tres en la versión individual, y dos en 4000 metros.

Volviendo a la prueba disputada en estos mundiales, destacar el brillante tercer puesto del holandés Tom Dumoulin, que tras este año, aparecerá en las quinielas para las grandes citas. El ciclista del Lotto  – Belisol ha firmado fantásticas etapas contra al crono en esta temporada y aparece como el gran relevo a estas citas como el británico Alex Dowsett, el australiano Rohan Denis y el italiano Adriano Malori. Dichos outsiders aparecían en las quinielas para aparecer en los puestos de honor y así fue, aunque sin alcanzar el bronce que finalmente se llevó Dumoulin.

El papel de los españoles:

La gran baza nacional era Jonathan Castroviejo, el corredor del Movistar que es un auténtico especialista contra el crono. Se había fijado en la rueda de prensa previa a la disputa de la prueba un Top10 que finalmente consiguió, quedándose del líder a 1 minuto y 44 segundos, finalizando en una brillante décima posición. Gran futuro el de Castroviejo, que hace soñar al combinado nacional con el próximo mundial donde habrá adquirido la suficiente experiencia, de calidad va sobrado. El ciclista de Movistar Team explicó tras finalizar la crono que rodó “cómodo” y que “quizá mejor en la parte final”. Sobre su desarrollo en la prueba, quizás “regulando demasiado porque la última subida era muy exigente y había que guardar.”

La segunda baza española era Markel Irizar, el corredor del Trek Factory Racing que comenzó muy fuerte la contrarreloj y que vio cómo se iba quedando sin fuerzas a medida que avanzaba la crono. Acabó la contrarreloj en la trigésimo cuarta posición con un tiempo de 1 hora y 4 centésimas. Declaró no haber tenido buenas sensaciones, y el ciclista vasco declaró: “Hay que ser conscientes de que esto es la élite, que aquí están los mejores de cada generación y eso hace que el nivel sea altísimo.” El final para él, “bastante duro.”

Podio de la contarreloj masculina

Podio de la contarreloj masculina | UCI

Clasificación:

1. Bradley Wiggins (GBR): 56:25
2. Tony Martin (GER): + 26’’
3. Tom Dumoulin (NED): + 41’’
4. Vasil Kiryienka (BEL): +`48’’
5. Rohan Dennis (AUS): + 58’’
6. Adriano Malori (ITA): + 1h 12’’
7. Nelson Filipe Santos Simoes (POR): + 1’ 22’’
8. Anton Vorobyev (RUS): + 1’ 30’’
9. Jan Barta (CZE): + 1’ 43’’
10. Jonathan Castroviejo (ESP): + 1’ 44’’

Bradley Wiggins: “Voy a empeñarme en la París-Roubaix y en el récord de la hora”

Pero el británico no acaba aquí, para el año próximo fija nuevas metas, e intentará conseguir la París – Roubaix tras la novena plaza de este año. Además, fijará sus miras en el récord de la hora y su vuelta a la pista, a su adorada persecución es un absoluto maestro. Todo un corredor camaleónico y todoterreno que personalmente, ha hecho historia en el ciclismo, en “mí ciclismo”. Al respecto de sus nuevas motivaciones, “Wiggo” explicaba: “No tengo intención de seguir en el ciclismo en ruta mucho tiempo. Me prepararé para la modalidad de persecución, no iré al Mundial de Estados Unidos el año que viene y me  dedicaré en pleno para los siguientes Juegos Olímpicos.”

Bradley Wiggins

Bradley Wiggins | UCI

Además, añadía: “Voy a empeñarme en la París – Roubaix y en el récord de la hora, pero también quiero la medalla de oro en Río en persecución. No creo que hacer pista me perjudique para la ruta. El ciclismo es un deporte diferente al que conocíamos y hay gente que compite de enero a diciembre, y gana.”

Acerca de la prueba, donde no quiso tener apenas diferencias con Tony Martin, explicó: “Decidí que no me dieran referencias hasta los últimos 5 kilómetros. Luego en la cima me dijeron que tenía 10 segundos sobre Martin, entonces me “cagué “ encima y bajé lo mejor que pude”. Personaje siempre controvertido y polémico en ocasiones, afirmaba con una sonrisa: “Me encanta que me pidan selfies y autógrafos. Yo he tenido mis ídolos y ahora soy un ídolo para determinada gente. La gente recuerda tus hazañas. A unos les caes bien y a otros no.”
Sobre su temporada, finalizaba así: “Ha sido un año de altos y bajos. No corrí el Tour de Francia y quiero dedicar esta victoria a mi familia, mi esposa y mis hijos que tuvieron que soportarme en casa junio y julio.”

Tony Martin: «Es una pequeña decepción”

El corredor alemán se mostraba visiblemente cansado tras la disputa de la prueba y comentó: “Siempre he dicho que no soy una máquina. Bradley Wiggins es un gran campeón y hoy me sentí cansado debido a la crono por equipos, no estaba en mis mejores condiciones.” Además, añadió: “El tercer lugar en la contrarreloj por equipos no fue la mejor motivación para afrontar la individual, y también estaba un poco cansado por el esfuerzo acumulado. Quizás no fue la preparación adecuada. Para mí es una pequeña decepción.” Para finalizar, destacó la medalla de bronce de Tom Dumoulin: “Tom lleva todo el año haciendo grandes registros. Ha ganado el bronce, yo empecé así, y en un futuro no lejano acabará ganando.”

{jathumbnail off}

Silvia Bartolomé

Psicóloga deportiva y entrenadora de baloncesto


Etiqueta asignada a este artículo
Jonathan CastroviejoLeónCastilla y LeónPonferrada

Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies