Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

‘Echo de menos a… la Unión Deportiva Salamanca’

‘Echo de menos a… la Unión Deportiva Salamanca’
15 Ene 2014 15:01

Escudo de la au00f1orada Uniu00f3n Deportiva Salamanca

Escudo de la extinta Unión Deportiva Salamanca

Escudo de la extinta Unión Deportiva Salamanca

Hacía mucho que no escribía… Estaba pensando sobre quién hablaros en este post y decidí que al terminar el 2013 hace unos días lo mejor era no hablaros de un jugador o entrenador al que eche de menos porque ya no está en activo o le sigo menos, sino de un equipo que nos dejó para siempre en 2013. Un histórico del fútbol español. Uno de esos equipos que todo futbolero de pro conoce. Uno de esos que hacen mella. La Unión Deportiva Salamanca.

Ya he escrito muchas veces sobre ella,  sobre  sus hazañas cuando aun existía y sobre su dolorosa ausencia cuando nos dejó hace ya siete meses. Y no me canso. Y no lo hago porque creo que la verdadera desaparición se produciría si no la recordásemos… Por eso yo lo hago de vez en cuando. Primero, para homenajearla y después, para dejar claro a los culpables de su desaparición de que no se nos olvida lo que pasó y quiénes son los responsables. Por si acaso creían que sí.

La UDS se fundó en 1923, como todos las grandes tiene su particular historia: la UDS se fundó en un mítico bar de la ciudad de Salamanca (Novelty). Por aquel entonces no se sospechaba que aquel sueño repleto de ilusión que se iniciaba en unos años difíciles, acabaría solo 90 después por la ambición desmedida de otros.

La UDS ha dado grandes tardes de fútbol. Ha hecho llorar y disfrutar. Ha sido capaz de elevarse a los cielos con partidazos como la victoria frente al Barça en el templo unionista y descender a los infiernos, como la última temporada en Segunda B. Ha sido capaz de que celebremos una permanencia como si de un título europeo se tratara. Ha sido ejemplo de fútbol en estado puro, no del moderno, sino del de verdad. Nos ha hecho sentir tan afortunados por llevar el blanquinegro por bandera…

Cuando el fútbol era fútbol y no un negocio, se podía entender el sentimiento que este es. Siempre ha habido gente culé y merengue, pero también otros que eran fieles a equipos no con tanta repercusión pero con grandes historias por escribir. Se respetaban, se admiraban e incluso, a veces, se comprendían… Pero cuando el sentimiento se sustituyó por dinero todo eso desapareció. El que solo era de un equipo distinto del Barça o del Madrid era un bicho raro que no tenía idea de fútbol. Pero ellos no sabían que los verdaderamente afortunados  eran a los que acababan de mirar como si fueran un auténtico dinosaurio.

Quisieron sustituir a la UDS con algo llamado: “Salamanca Athletic Club”. Repito: algo. Miren ustedes que dicen que todos los tontos tienen suerte… Pues esta vez no. Mataron a la UDS en un intento de querer formar un Paris Saint-Germain o Manchester City en versión pequeña y española y fracasaron. La Unión murió, pero lo hizo sabiendo que jamás, pese a los intentos, nadie la podrá sustituir.

Algún día –o quizá no, porque ya saben que los hombres de negocios, o al menos la gran mayoría, solo tienen el símbolo del dólar entre ceja y ceja- se darán cuenta de la atrocidad que cometieron. Ya será tarde. Pero tendrán que vivir con eso. Recuerdo que cierto personaje –sí, personaje- dijo: “La Unión es como mi madre…”. Pues si es así y matas a tu madre, dices mucho de ti como hijo, pero mucho más como persona.

“Dios me está haciendo ver que soy un hombre como otro cualquiera. Y también te lo está haciendo ver a ti. Puedes aprender de lo que me sucede”. Muhammad Ali.


Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies