Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

El atletismo según Juan Mora

08 Ago 2015 23:08

El atletismo español no pasa por sus mejores momentos. Ups, me da la sensación de que no es la primera vez que comienzo un artículo con esa frase o una muy similar. En fin, no es una mentira, sino una realidad que no creo que se le escape a nadie. Fijaos que no se le escapa a nadie que ni siquiera se le escapa a Juan Mora, que es el subdirector del diario As, experto en desenvainar su pluma cuando se trata de sacar pecho por el deporte español.

Bueno, eso no es tan cierto, pues lo de sacar pecho por el deporte español es, ¿cómo diría yo?, más una ilusión, pues el citado escritor, porque escribe artículos, tiene más de un máster en… Un momento, voy a la Wikipedia. Me cachis. Bueno, como la wiki no dice nada tiraré de memoria y de hemeroteca… Ahhh, ahora caigo. Claro. Tiene más de un máster en escribir sobre deporte en general y atletismo en particular cuando a su alrededor hay… digamos… a ver … ¿hay niños? Mierda, cuando alrededor hay mierda. Para ser finos, cuando hay caca merodeando. ¿Son las moscas las que acuden a los excrementos cuando estos están vertidos por ahí? Menos mal que el papel de periódico no huele hasta cierto punto. De lo contrario, habría moscas hasta en la foto de ‘La última’ de As…

Decía yo que el atletismo español no pasa por sus mejores momentos. Evidentemente, es obligación de ciertos estamentos, instituciones públicas y privadas, deportistas, marcas deportivas, etc., poner todos los medios a su alcance para que evolucione, para que suba el nivel medio y alto, para que se vuelvan a conseguir mejores marcas, para que no haya dopaje. En fin, para que todos los “perjudicados” sientan que esto marcha bien. No es misión de los medios de comunicación salvar a ningún deporte ni a ningún deportista. Bueno, medios como As y adláteres son expertos en sacar las castañas del fuego de según qué equipos de fútbol se trate. No hace falta ni mencionarlos.
No obstante lo anterior, los medios de comunicación deberían poner más de su parte por arrimar el hombro y echar un cable, precisamente ahora, que es cuando más lo necesitan.

Hago un inciso para decir que esa labor les corresponde a ellos, que son medios de comunicación.

TheWangConnection.com no tiene tal consideración y hasta ahora ha tenido que bregar con los responsables de los distintos campeonatos y competiciones por intentar trabajar en igualdad de condiciones que esos medios tan afamados y con tanto poder.

Inciso hecho. Decía que las personas y las entidades jurídicas que se ganan la vida vendiendo información deportiva podrían hacer mucho por las personas, los clubes, los deportes y los deportistas. Y es muy fácil. Tan sólo tienen que preocuparse de ellos e… informar, pues para eso les pagan, por eso cobran. Sin embargo, alguien que se gana la vida escribiendo (yo no lo hago) sobre deportes y deportistas, como el citado Juan Mora, es un experto en publicar sobre atletismo, en este caso, sólo cuando las cosas van mal, cuando un atleta del planeta Marte se dopa con EPO de cuadragésimo novena generación, y circunstancias similares.

En estos días hay muchos atletas desviviéndose por conseguir la marca mínima exigida para estar en el Campeonato del Mundo de atletismo, que se disputa el Pekín del 22 al 30 de agosto. El plazo para conseguirlas acaba el día 10 de agosto y la RFEA anunciará la selección el día 12. Bien. Este fin de semana hay atletas españoles en Portugal, Bélgica, Polonia, Sierra Nevada, Granollers … Lo tienen complicado, pero ahí están, invirtiendo su tiempo, su descanso, su dinero en muchos de los casos, para intentar conseguir un registro que les dé el pasaporte para poder representar a España en Pekín. Pero no, eso no le gusta a Juan Mora, quien dice que la RFEA da muchas, demasiadas, facilidades a sus atletas para que puedan conseguir la mínima. Lo ha escrito así, por poner sus dos ejemplos más recientes:

Artículo de opinión de Juan Mora en Diario As de 5/08/2015:

Si se confirmaran las quince medallas que, como máximo, nos dan los técnicos, habríamos emprendido una clara regresión: veinte medallas en 2004, dieciocho en 2008, diecisiete en 2012… No se trata de superar las veintidós de 1992, pero sí de frenar la caída. Por lo visto, no podrá ser. Tampoco se hace aquí una política de máxima exigencia dirigida a ganar medallas, sino que el objetivo es presentar un equipo ingente. En este sentido, Alejandro Blanco, presidente del COE, es de la línea de Odriozola, presidente del atletismo, quien lleva a los campeonatos hasta al apuntador. Son dos estrategias diferentes: ir a participar o ir a ganar. Nuestros dirigentes han apostado por la primera, y el resultado salta a la vista: más participantes = menos medalla

Artículo de opinión de Juan Mora en Diario As de 6/08/2015:

Estos días los atletas españoles mantienen una actividad frenética. Ayer compitieron en Pamplona, hoy lo harán en Valencia, el sábado se repartirán entre Granollers y Sierra Nevada, algunos se irán incluso hasta Bélgica o Portugal, y el domingo las mediofondistas tendrán su última oportunidad en Polonia. Tratan de hacer la mínima para los Mundiales que se celebrarán en Pekín dentro de dos semanas, y como el plazo de inscripción se acaba ya, la Federación Española está dando toda clase de facilidades para que las hagan. Hasta pone una competición a los 2.320 metros de altitud de la pista de Sierra Nevada para que los velocistas y los saltadores puedan mejorar sus marcas e ir a los Mundiales como repescados.

Luego pasa lo que pasa. Llevamos un equipo casi tan numeroso como las grandes potencias, pero las eliminaciones a la primera se suceden. Es la consecuencia de llevar atletas con el aprobado raspado. Se habrán ganado el derecho a ir, mas cuando el objetivo se reduce a hacer la mínima o a entrar en la repesca para tener un sitio en el equipo, no cabe esperar nada bueno. Una vez alcanzado el 100%, después de decenas de intentos y en condiciones óptimas además, los atletas compiten relajados y sin ambición, conocedores de sus limitaciones. Éste es el atletismo que ha fomentado Odriozola, presidente de la Federación. La sensación que deja es penosa, convertidos los grandes campeonatos en viajes de vacaciones.

Estoy total y absolutamente convencido de que, esas dos noches, nuestro compañero durmió a pierna suelta, seguro, satisfecho con la vomitona de palabras que soltó a la redacción unas horas antes. Me encantaría a mí saber qué sabe este hombre del atletismo de élite; qué sabe de lo que significa para un atleta acudir a unos juegos olímpicos, un campeonato del mundo, un campeonato de Europa, unos juegos del Mediterráneo o una liga de clubes. ¿Acaso piensa que nuestros atletas son tan burgueses como su presidente afirmó hace ya un tiempo? ¿Está tan seguro de que nuestros atletas, al menos muchos de ellos, según él, van a los grandes campeonatos de excursión? ¿Sabrá esta persona qué es entrenar 13 sesiones a la semana, hacer series con la musculatura hecha “carbón” y con las articulaciones más machacadas que el manubrio de Nacho Vidal? Leyendo sus reflexiones me da a mí que no.

Puedo entender que le tenga yuyu a José María a Odriozola (de hecho, hay una legión de gente que profesan la misma religión). Seguramente se sienta tan ancho viendo que le ha dado cera al presidente de la Española. Ahora bien, tampoco es plan de decir una sarta de tonterías con el fin de verter carroña sobre él. Claro, es más fácil eso que estar pendiente de lo que hacen los atletas en los mítines, en los controles, en los campeonatos. Evidentemente lleva mucho más tiempo y quebraderos de cabeza seguir a los atletas y saber qué hacen desperdigados por el mundo que escribir dos párrafos para… insultar a los atletas españoles. Hable usted, señor Juan Mora, con ellos. Preocúpese de cuáles son sus inquietudes, de qué entrenan, de qué trabajo les quita horas de entreno, de descanso, de vida con sus familias. Acérquese a ellos cuando les va mal o bien, aliénteles, deles alas para seguir mejorando. Igual algún día tienen un nivel atlético tan digno, tan espectacular, que son merecedores de que en As les dedique unas letrillas por haber conseguido algún logro. Lo veo difícil, pero no creo que sea imposible, pues nada hay imposible en este mundo.

La IAAF y la RFEA establecen unas marcas mínimas. Es la única forma de establecer cortes para que a dichos eventos acudan los mejores atletas nacionales, continentales o mundiales. Me gustaría que nos dijera cuántos atletas han ido a grandes campeonatos sin haber conseguido previamente esas marcas mínimas. ¿Cuántos han ido de relleno? Evidentemente, en determinados medios vende más una medalla que el hecho de que un atleta español haya sido eliminado en primera ronda. ¿Y qué? Ese atleta estaba allí porque se lo ganó, nunca mejor dicho, con el sudor de su cuerpo, seguramente con lágrimas de dolor en muchos casos, tal vez con sangre. Se lo mereció, fue, compitió y se tuvo que volver a casa. ¿No pudo pasar de eliminatoria? ¿Y? En muchos de esos casos, lo importante es la actitud. Vamos, igualito que en su estatus, en el que la actitud deja tanto que desear. Hay atletas que fallan, hay atletas que, literalmente, la cagan. Afortunadamente son los menos. Ellos serán los primeros decepcionados, los que llegarán al vestuario y lanzarán las zapatillas a tomar por saco. Ya harán por aprender, por mejorar, por desterrar hábitos impropios de atletas de élite.

Sin embargo, este hombre se obceca en hacer leña del árbol caído, de echar el muerto sobre el atleta, el que invierte mucho tiempo… y dinero para poder vestir la roja, para que luego llegue un periodista y les tache de que van a los campeonatos de vacaciones, relajados y sin ambición.

A mí me encantaría que determinados medios de comunicación exigieran a ciertos articulistas determinado nivel a la hora de escribir. Sólo en caso de rebasarlo debería tener derecho a aparecer en un periódico que es muy famoso por su última página… esa en la que sale una mujer en bikini, en tanga, enseñando cuerpo… Pero no sale porque sea noticia relacionada con el deporte, no, sino que sale porque así logran vender algo… porque interesa con ella a muchos más lectores…

Me gustaría decirle a Juan Mora que María del Mar Jover, vigente campeona de España de salto de longitud, ha conseguido la marca mínima para ir a Pekín… y a Río. Ha saltado 6.78 metros en el CAR de Sierra Nevada este sábado. ¿Quiere usted que le consiga su número de teléfono o su email para que le puede preguntar si irá a Pekín o a Río de vacaciones?

Fran Aguilera

Corredor, Diplomado en Educación Física, Monitor de Atletismo, Entrenador Nacional de Ciclismo. Mijas (Málaga)


Etiqueta asignada a este artículo
Campeonato del Mundo 'Pekín 2015'

1 comentario

Escribir un comentario
  1. Anónimo
    Anónimo 10 agosto, 2015, 08:51

    Ya es hora que alguien ponga a este tal juan mora en su sitio no tiene ni idea de atletismo.
    Francisco PELAYO monitor nacional de atletismo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies