Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

La ópera prima de Caro para colarse en octavos

11 Ago 2015 21:08
Carolina Marín, Mundial Yakarta 2015 | rtve.es

Carolina Marín, Mundial Yakarta 2015 | rtve.es

Con quince años era ya un apasionado de la ópera mozartiana, y construí mi propia teoría sobre el significado de su Don Juan, según la cual el conquistador de 1.003 mujeres en España, el Comendador y Leporello son en realidad la personificación de la persona que Mozart no quería ser, la que ansiaba ser, y la que ciertamente era.

Carolina Marín ya está en octavos y, en su ópera prima en Yakarta, la onubense no ha desplegado el juego que le gusta en el primer acto, para volverse muy agresiva en el segundo, siendo el último en el que la hemos reconocido. 19-21, 21-14 y 21-13 son los números de un encuentro frente a Tee Jing Yi que sabíamos no sería nada fácil, e intuíamos que Caro sacaría adelante por su modo de afrontar cada eliminatoria como si fuera la última.

La jugadora de Malasia, como era de esperar, no estaba por aquí de turismo; Carolina debe tener asumido que jugar contra ella supone para las oponentes un plus adicional de motivación con el que hay que contar. Y su rival de hoy ha debido pensar eso de si no puedes con tu enemiga, únete a ella porque ha imitado el juego de Caro de la improvisación y el cambio constante y no ha permitido a la nuestra sentirse cómoda.

Además, le ha entrado todo, y en un apretado final ha golpeado primero. Pero no dos veces, porque desafiando al refranero, Carolina ha salido en la segunda manga muy decidida a recuperar la iniciativa, y en el intercambio de golpes a media pista se ha mostrado superior y nos ha recordado quién es, a día de hoy, Carolina Marín.

Tee Jing Yi ha estado respondona y acertada toda la mañana, pero ha sido en el último acto cuando se ha visto más desconcertada, porque si intentas pillar a Carolina dos veces por el mismo sitio, te acaba pillando ella a ti. La española ha sacado a paseo parte de su repertorio para acompañar el juego que la define y también la hace diferente, ese en el que ni ella conoce su siguiente golpe con tal de sorprender a su adversaria, una vez descubierto su punto débil. Aunque tal vez el año que viene la jugadora de Malasia prefiera comenzar contra otra, para variar.

El jueves se mide a Pai Yu Po, que ha dejado fuera a la jugadora local Maria Febe Kusumastuti, 18-21, 21-13 y 21-9. Una vez más, no debe confundirnos el hecho de que la jugadora de Taiwán sea la 29 del mundo; no existen jugadoras extraordinarias, lo son los retos porque los afrontan las personas corrientes, como Carolina, como Pai Yu, que con esfuerzo y sin magia se dejarán en la cuneta la una a la otra. Sigue haciéndonos soñar, Carolina, y descansa hasta el jueves, que eso de venir al 80%, el palizón de hoy y descansar un día de por medio nos puede venir al final, pero que muy bien.

Esto ha sucedido en el resto del cuadro femenino, en el que la eliminación de la japonesa Nozomi Okuhara ha sido lo único así raro, que no es poco, porque personalmente siempre cuento con esta jugadora para cosas grandes. En otra ocasión.

  • Wang Shixian CHI a Iris Wang USA , 21-13, 21-11
  • Busanan Ongbumrungpan TAI a Delphine Lansac FRA, 21-18, 21-9
  • Li Xuerui CHI a Petya Nedelcheva BUL, 21-10, 21-11
  • Sindhu IND a Line Kjaersfeldt DIN, 11-21, 21-17, 21-16
  • Sung Ji Hyun COR a Yip Pui Yin HKG, 21-14, 21-16
  • Porntip Buranaprasertsuk TAI a Nozomi Okuhara JAP, 21-12, 17-21, 21-14

Tomás García

Diplomado en Magisterio, AA Salesiano.

Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies