Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube
EN PRIMERA PERSONA

“Nunca sabes lo que tienes hasta que lo pierdes”, por Andrea Medina

Primeras palabras de la campeona de España de pentatlón y heptatlón, tras su grave lesión
“Nunca sabes lo que tienes hasta que lo pierdes”, por Andrea Medina
Andrea Medina, tumbada en el suelo tras lesionarse de gravedad en el Encuentro Internacional de Combinadas | WangConnection
26 Feb 2018 21:02

Un mes después de mi rotura del tendón de Aquiles me doy cuenta, y qué barbaridad lo que voy a decir, que puede que sea una de las cosas más enriquecedoras que me han podido pasar. La vida me ha dado la oportunidad de superar un gran obstáculo que me hace conocerme aún más a mí misma.

Mucha gente me preguntó si me dolió el tendón cuando noté que se rompía, y mi respuesta siempre será la misma: Yo no sentí nada en el tendón, lloraba y me dolía no poder competir en casa, demostrar a los míos todo lo que había trabajado por ellos.

Apenas unos minutos más tarde…, no me podía creer la cantidad de gente que se preocupó por mí, los ánimos que me dieron y la confianza que seguían teniendo en mí a pesar del grado de la lesión.

A veces me pregunto, ¿qué hubiese pasado si no hubiese llegado tan al límite? Pues que no hubiese sido yo. Desde mi punto de vista, cuando algo te gusta, vas con todo a por ello y aguantas lo que sea.

“Qué imprudente”, “Qué impaciente”, bueno, es el problema del amor, y no me refiero del amor hacia alguien, sino hacia algo, hacia lo que haces.

Y qué bonito ese amor, del que no me puedo soltar. Por eso, semana y media después de la operación, bajé de nuevo a las pistas, a trabajar todo lo que podía con lo que tenía.

Y así me esperan 5/6 meses… ¡¡¡Qué rápido pasa el tiempo cuando las cosas van perfectas y qué lento cuando no tanto!!!

Andrea Medina, campeona de España de heptatlón en Gijón 2016 | WangConnection

Sí es verdad que hay algunos días que me cuesta bajar a entrenar, porque hay veces que me duele, y no me refiero precisamente al tendón. Eso sí, luego bajo, apoyo mis muletas en la pista de atletismo y se me pasa.

¿Sabéis la típica frase de “nunca sabes lo que tienes hasta que lo pierdes”?

Para mí, esta situación me ha hecho ver muchísimas cosas bonitas, tanto del atletismo como de la vida. Hay tantas situaciones que nos pasan a diario que no le damos importancia y, sin embargo, la tienen, muchísimo. Y me refiero a algo tan simple como andar.

Quiero terminar con dos cosas:

La primera: hay algo mucho más importante que las marcas, y es disfrutar del camino. Y ese camino, eres tú, lo que haces, y las personas que te rodean. Disfruta de ti, de lo que haces y de la gente que te empuja a conseguir lo que quieres. Porque por mucho que quieran “transmitir”, en un futuro, no van a ser tus marcas las que importen, sino tú.

Y segundo y último: GRACIAS. No sé cómo voy a poder agradecer a todo el mundo que me ha escrito. A toda la gente más o menos cercana.

Quiero hacer mención especial a varias personas:

Servicios médicos, mi familia, Rufo, mi grupo de entrenamiento (sois imprescindibles), Lili, Álvaro, Mimi, Tariku, a los atletas y amigos “random” de la Residencia Joaquín Blume y por último, gracias a mi entrenador, Miki, por seguir soñando conmigo, por confiar en mí, por haberme hecho tan fuerte psicológicamente (físicamente aún estamos en proceso), porque podemos con todo.

Y a los que me leéis, espero que nos veamos pronto por las pistas.

Andrea Medina y su entrenador, Miguel "Miki" González | WangConnection

Andrea Medina y su entrenador, Miguel “Miki” González | WangConnection


Etiqueta asignada a este artículo
Andrea MedinaAndrea Medina Berman

Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

Su dirección de e-mail on será publicada
Los campos obligatorios están marcados*

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.