Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

Dos estilos, un mismo objetivo

Dos estilos, un mismo objetivo
01 Dic 2014 23:12

Sábado, 29 de noviembre, 18:00 horas. Pabellón de Würzburg, Salamanca. Cita marcada en el calendario para dos equipos. Fecha fijada en la agenda para dos entrenadores. Avenida versus Rivas. Miranda versus José Ignacio. Dos conjuntos que han dominado el baloncesto femenino español en las últimas temporadas. Dos entrenadores con muchas batallas vividas.

17:15 de la tarde, José Ignacio Hernández sale al parqué junto a su staff técnico tras dar órdenes a sus jugadoras en el vestuario. Los aficionados salmantinos, que ya empiezan a llenar las gradas, son especialmente hostiles con su paisano. Al entrenador no parece importarle, aunque por dentro sufre. Parte de la Marea Azul ya no recuerda que José Ignacio ha tenido mucho que ver en que el equipo charro esté donde esté. Pero eso ya es historia. Pesan más los últimos acontecimientos vividos. No le perdonan que les ganara la última liga contra pronóstico.

17:40, las jugadoras de Perfumerías Avenida saltan a la pista con su habitual canción preparada por el speaker de Würzburg: ‘Get ready for this’ de 2 Unlimited. Un himno ya en las perfumeras. Miranda, desde el banquillo, aplaude a las suyas, responsabilidad en un semblante serio, quizá nervios. Rivas y José Ignacio, enfrente; nunca fácil.

Los dos entrenadores se vuelven a ver las caras en una cancha de baloncesto. Ya compartieron vestuario en el equipo salmantino en la temporada 2004/05. En aquellos años, el actual técnico de las charras era ayudante de José Ignacio, y junto a él consiguió ganar una Copa de la Reina en Valencia ante el MANN FILTER. Respeto absoluto el que se demuestran, saludo cordial pero parco en palabras; no es el momento de elogiarse, es el momento de competir.

18:00, arranca el encuentro con un José Ignacio muy tranquilo en el banco y un Alberto más inquieto, intentando limar los errores iniciales de las suyas. Nacho Martínez, segundo entrenador de Rivas, es quien se levanta en los primeros compases a ordenar a las madrileñas. Una acción de Lady Comfort, que significa un 2+1 a mitad del primer periodo, despierta a José Ignacio. Primer gesto de alegría y rabia contenida, cruza el banquillo y arenga a sus jugadoras: «Podemos ganar, este es el camino». En el flanco contrario, Miranda pide tiempo muerto a falta de 1:46 para que finalice el primer periodo, exige a sus jugadoras concentración y, sobre todo, nada de relajación. El primer asalto es para José Ignacio, tres arriba para las de rojo.

Esa ventaja no agrada a Miranda que, drástico, corrige a Xargay y Fernández en la subida del balón desde dentro del terreno de juego. Uno de los colegiados se acerca para avisarle, pero Alberto no puede evitarlo. Ángela Salvadores, que se estrena en la actual catedral del baloncesto femenino español, comienza a destacar con su picardía. Sus robos de balón provocan en José Ignacio una inyección de adrenalina que transmite a sus jugadoras para seguir confiando en la victoria. El técnico de Rivas sabe cómo tiene que jugar ante el equipo charro, y lo demuestra encontrando espacios en ataque que Miranda y las suyas no saben parar. Doce puntos de ventaja para las visitantes al finalizar la primera mitad. La afición charra no perdona a José Ignacio, que se dirige a los vestuarios con una sonrisa por dentro. El miedo en la Marea no hay quien se la quite.

Ambos técnicos trabajan en el vestuario. Quedan dos cuartos, toda una vida. Avenida cambia de chip; el culpable, Miranda. El muro defensivo que tantas victorias ha significado para las charras esta temporada aparece en la pista y tan sólo concede tres puntos a favor de Rivas en el tercer acto. Las de José Ignacio comienzan a flaquear.

Últimos diez minutos. Avelino García, entrenador ayudante local, dibuja en su pizarra y se lo muestra a Miranda. Alberto lo analiza, reflexiona y da órdenes a sus jugadoras: «¡Mariona!, abre el campo, mira los huecos en ataque». La ofensiva azulona derrumba a la defensa ripense en el último periodo. José Ignacio se lamenta, ha tenido la victoria en su mano. El terror en la grada se convierte en sonrisas según el partido va consumiendo los segundos. La quinta marcha salmantina surte efecto.

Dos estilos sobre la pista, eficientes. Uno, en el que la solidez en el banquillo, el mensaje meridiano a sus jugadoras y la ambición van subiendo de peldaño día a día. El otro, labrado desde el esfuerzo y la confianza en un grupo más débil por juventud, pero no por falta de profesionalidad.

Aún es pronto para hacer balance del trabajo de ambos, nos quedan más batallas. Un mismo objetivo, dos caminos diferentes.

Alberto Miranda se comunica con sus jugadoras | Diego Berrocal-TheWangConnection

Alberto Miranda se comunica con sus jugadoras | Diego Berrocal-TheWangConnection

jose-ignacio-hernandez-entrenador-rivas-ecopolis-thewangconnection-01

José Ignacio Hernández pide explicaciones | TheWangConnection-archivo


Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies