Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

Enhamed Enhamed, junto a su guía Andreu Alfonso, vuelve a hacer historia

Enhamed Enhamed, junto a su guía Andreu Alfonso, vuelve a hacer historia
19 May 2014 22:05

Alfonso, Enhamed y Galia

Alfonso, Enhamed y Galia | cedida

Aún estaba reciente aquella épica actuación que Michael Phelps había realizado en los Juegos Olímpicos de Pekín 2008. Ocho medallas de oro, siete récords mundiales y carreras que quedarán, para siempre, en la memoria de todos los aficionados al deporte. Se preparaba entonces la capital China, y el planeta entero, para seguir viviendo espectáculos similares en los Juegos Paralímpicos. El Cubo de Agua aguardaba impaciente la llegada de los mejores nadadores con discapacidad del mundo, en la que sería la cita paralímpica con mayor nivel e interés mediático de la historia hasta el momento.

En aquellos juegos, un canario de la categoría S11 (nadadores con ceguera) conseguía convertirse en el mejor nadador ciego de todos los tiempos, cuatro medallas de oro, dos records mundiales y dos de Europa, y marcas, como aquel 1.01.12 en 100m mariposa, que al igual que algunas carreras de Phelps, será difícil que la gente deje de recordar. Dos años más tarde, Enhamed volvía a competir en el mundial de Holanda, y seguía rompiendo límites, cuatro oros y una plata. En Londres 2012, dos platas y un bronce, y a todo ello debemos sumar los dos bronces que ya había conseguido en Atenas 2004, cuando apenas era un adolescente.

Llegados a este punto, seguramente Enhamed pensaría: ¿Y ahora? ¿Qué se hace cuando ya lo has conseguido todo en tu deporte? Por el momento, se fue a Estados Unidos, donde daba conferencias de coaching, y ayudaba a los demás a conseguir los objetivos que se propusieran, porque de eso, él sabía bastante, que duda cabe.

Pero la mente del deportista es inquieta por naturaleza, y, seguramente, Enhamed se cansó pronto de estar quieto, así que se fijó una nueva meta, completar un IronMan, el de Lanzarote, el triatlón mas duro del mundo. Tras encontrar un guía dispuesto a acompañarle durante todo el recorrido, juntos, empezaron a trabajar pensando en ese 17 de mayo. Ese día mágico en el que Enhamed y Andreu Alfonso, tenían de nuevo una cita con la historia.

3.800 metros nadando en el mar, 180 kilómetros en bicicleta, y por último, 42 kilómetros (una maratón) corriendo. En este tipo de pruebas es muy importante la capacidad física, pero sobre todo, es muy importante ser muy fuerte mentalmente. Es mucho tiempo en el que el cuerpo va al límite, y es por ello, por lo que todo el que termina una prueba de este tipo, es ya considerado un ganador o finisher. Tras 13 horas, 53 minutos y 55 segundos, Enhamed, Andreu y la perra guía de Enhamed, Gaila, quien se unió a ellos en los últimos metros, cruzaron la meta, y de ese modo, este superhéroe volvía a dejar estupefacto al personal, era el primer ciego español en conseguir finalizar un IronMan.

Durante el último año, yo personalmente, he empezado a nadar travesías en mar abierto, y también he precisado de la ayuda de un guía, una guía, en mi caso. Muchas veces el papel de esta persona parece que queda eclipsado, pero nada de eso. Desde aquí damos la enhorabuena a Enhamed, a Andreu, a Gaila, y a todos los que formáis ese equipo que ha funcionado a la perfección. Felicidades y a seguir dando caña.

{jathumbnail off}


Etiqueta asignada a este artículo
Islas Canarias

Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies