Síguenos en InstagramSíguenos en FacebookSíguenos en TwitterSíguenos en Youtube

Técnicas de fisioterapia revolucionarias: la EPI

Técnicas de fisioterapia revolucionarias: la EPI
04 Oct 2014 12:10

Como deportistas, por regla general siempre nos apuntamos a lo «último de lo último» en cuanto a ropa, calzado e inncluso los más valientes prueban deportes de todo tipo y de toda dureza. Sin embargo, por lo que respecta a la fisioterapia, muchos viven anclados en el pasado, donde las técnicas tradicionales o manuales eran la mejor opción. Los tiempos cambian y la ciencia avanza y la EPI (electrólisis percutánea intratisular) es una prueba de ello. Para saber más sobre esta novedosa y efectiva técnica, hemos hablado con David Martínez Donaire, fisioterapeuta de la Clínica Futtura en Getafe, que lleva utilizando la EPI varios años. En esta ocasión, y como una imagen vale más que mil palabras, os ofrecemos la entrevista por escrito y la misma en vídeo, además de breve reportaje en el que David Martínez aplica la EPI a la rodilla de un paciente.

PExplícanos en qué consiste la EPI y cómo actúa

R.- La EPI es una técnica que tenemos dentro de la medicina deportiva y más concretamente dentro de área de fisioterapia y la utilizamos para poder hacer frente a todas las lesiones del tejido conjuntivo; ya sea tendón, ligamento, calcificación o fibra. Lo que hacemos es introducir una aguja en el cuerpo del paciente en la zona afectada. Le damos al paciente un polo positivo y metemos la aguja en la zona afectada, siempre visualizándola con el ecógrafo, algo muy importante. La EPI tiene que ser ecoguiada porque sino el nivel de efectividad se reduce muchísimo. Mediante una corriente galvánica creamos un proceso de fagocitosis y de regeneración tisular. Es una técnica muy muy efectiva.

PRespecto a lo que comentas del ecógrafo, ¿EPI y ecógrafo deben ir siempre de la mano?

R.- Sí, siempre. Es más el doctor que inventó la técnica no obligaba pero sí recomendaba que existiese un conocimiento en el manejo de la ecografía. Para mí es fundamental. De hecho aquí hemos tenido pacientes que los han tratado con EPI en otras clínicas pero sin utilizar el ecógrafo y cuando han venido aquí han mejorado muchísimo porque hemos localizado el foco de lesión.

EPI, AUMENTA EFECTIVIDAD Y CALIDAD | VICTORMARGU.ES

P¿En qué casos no es recomendable?

R.- A nivel deportivo es muy recomendable para todas las lesiones. Aunque es cierto que no debemos utilizarla en estadios muy agudos, como cuando viene por ejemplo un tobillo con una inflamación fuerte, porque no se produce entonces una regeneración. Y por supuesto en casos de fiebre o de tumores.

PHablando de la EPI como una forma nueva de fisioterapia, ¿cuánto puede llevar la curación de una lesión comparándolo con el tratamiento con terapias manuales?

R.- La verdad es que ganamos en dos cosas con la EPI: ganamos en los tiempos, porque los acortamos, y ganamos también en la calidad. Ante una rotura de fibras, por ejemplo, con la terapia tradicional nos llevaba en torno a 5 semanas y con la EPI los tiempos se reducen a la mitad aproximadamente. A las 2 o 3 semanas el paciente ya puede salir a correr y la calidad tisular es mucho mejor que si trabajamos con las terapias manuales.

PEs efectiva pero también dolorosa. ¿Merece la pena pasar por ese dolor?

R.- Es cierto que la gente dice que es doloroso y no se quejan por gusto porque sí, es una técnica dolorosa. Pero el dolor es proporcional a la efectividad. El dolor agudo que provoca la corriente galvánica estamos hablando de que dura en torno a 4 segundos por cada pinchazo. Es muy doloroso pero insisto que la suma total de los pinchazos no va más allá de 16 segundos y es totalmente soportable. El 98% de los pacientes lo soportan, solo 2l 2% aproximadamente me ha pedido alguna vez que parara porque no lo aguantaban.

P¿Cuáles han sido los casos más exitosos después del tratamiento con EPI?

R.- Nosotros hemos tenido mucho éxito con las fascitis plantares. Pero insisto en que no solo ha sido por la EPI sino por la unión de EPI y ecografía. Comparamos cómo va la ecografía y vemos el punto exacto donde está engrosada la fascia y es ahí donde aplicamos la EPI. También en el hombro, en las tendinopatías del supraespinoso, las recuperaciones han sido asombrosas. A mí esas dos lesiones han sido las  que más me han sorprendido, porque la rotura de fibras todos pensábamos que iba a funcionar bien y así ha sido pero en las fasciosis personalmente me he quedado perplejo de lo bien que ha ido.

P¿Cómo queda la zona afectada tras el tratamiento con EPI?

R.- En el punto exacto generamos una ligera inflamación local que dura en torno a las 48 o 72 horas. Ahí se genera una fagocitosis o regeneración del tejido y comienza la persona a mejorar. Es decir, la zona queda inflamada. Esto puede provocar que el paciente tenga un cierto dolor local en esa zona durante unos días. Lo que sí es perjudicial para la recuperación es que después de la EPI se ponga hielo en la zona o tome antiinflamatorios, porque causaría el efecto contrario al que queremos conseguir.

P¿Tiene algún tipo de efectos secundarios?

R.- No, ninguno. No existe ningún efecto secundario. Es más, provocamos EPI en un tejido que está sano y no pasa absolutamente nada. Es una de las ventajas también.

Coral Aja

Periodista por vocación y atleta por devoción. Marchadora y comunicadora a jornada completa a caballo entre el mundo aeronáutico y el deportivo. "No hay mejor manera de medir el grado de libertad de un país que consultando su prensa"


Etiqueta asignada a este artículo
Recuperación deportivaFisioterapiaGetafe

Sin comentarios

Escribir un comentario
Todavía no hay ningún comentario Puedes ser el primero en comentar este artículo

Escribir un comentario

<

Introduce la respuesta: * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies